Inicio Noticias Un decepcionante final: los Cowboys quedaron eliminados al perder 23-19 frente a...

Un decepcionante final: los Cowboys quedaron eliminados al perder 23-19 frente a los Giants

1771
1

“Tanto nadar para morir en la orilla” es la frase que podría describir el juego final de Dallas. Si bien dependían de lo que hiciera Washington en el Sunday Night Football ante Philadelphia, la primera tarea era vencer a New York. Sin embargo, no pudieron derrotar a un equipo que tiene bastantes dudas. Eso significó la eliminación de la carrera por un lugar en los playoffs.

En todo duelo en la NFL siempre hay varias jugadas que determinan el rumbo o el ganador. El fumble del corredor Wayne Gallman podría haber sido una de esas, pero en una repetición se ve con claridad que logró recuperar el balón. Aunque hubo otra acción que tuvo a Mike McCarthy como protagonista que definitivamente podría haber derivado en un triunfo.

El marcador parcial era 20-19 en favor de los Giants con algo más de siete minutos por jugar en el último cuarto. Una gran captura de Donovan Wilson había hecho que Daniel Jones estuviera en 3ra y 16. La defensiva allí permitió un pase de diez yardas a Dante Pettis de manera acertada ya que consiguieron el tackle sin permitir el 1ro y 10.

Aunque todo podría haber cambiado en esa situación por cómo fue la recepción. En la imagen se ve que Pettis se ayuda con el suelo para completar el pase. Por ende era un pase incompleto. McCarthy tuvo mucho tiempo para lanzar el pañuelo rojo desafiando esa decisión, pero no lo hizo. Eso le permitió a New York intentar un field goal de 50 yardas en lugar de despejar.

La diferencia entre ambos escenarios es muy notoria. Los Cowboys necesitaron entonces de ir por una anotación para ganar en vez de hacerlo con un simple gol de campo. El desenlace de la serie ofensiva final le da mayor valor a esos tres puntos por el lugar hasta donde llegó la unidad. En una posesión bien equilibrada lograron entrar hasta la yarda 10.

En esa instancia aparecieron las confusiones que habían reinado los primeros dos cuartos. Una captura hizo retroceder a la ofensiva nueve yardas. A continuación fue el turno de un pase tirado por CeeDee Lamb que hubiera al menos recuperado ese retroceso. Todo terminó en el snap siguiente con una intercepción de Andy Dalton en las diagonales.

El quarterback debió forzar ese lanzamiento por la necesidad de anotar un touchdown. Desde ahí podría haber alcanzado con consumir el reloj y patear un FG fácil con Greg Zuerlein. Sin embargo, Dallas colapsó en el instante más importante. Haber regalado toda una mitad tuvo un precio muy costoso.

Los Giants fueron ampliamente superiores en el inicio. Una serie ofensiva impecable los colocó adelante temprano y ya no miraron atrás. La defensiva tuvo muchos problemas, pero en la segunda mitad se redimieron al conceder únicamente tres puntos. Si bien en las dos entregas de balón hubo más culpa de los ofensivos, lograron recuperar el ovoide.

Dalton fue quizás un punto muy flojo del equipo. Es cierto que sufrió un pisotón muy fuerte en su mano izquierda, pero eso no llegó sino hasta avanzado el juego. Lo que había hecho antes fue malo. La línea ofensiva no tuvo tan buen nivel, pero muchas de las importantes capturas que recibió fueron porque el QB tardó una eternidad en deshacerse del balón.

De esta manera finalizó una temporada verdaderamente decepcionante de los Cowboys. Cualquier equipo con tanto talento que concluya 6-10 debe ser catalogado como tal. Haber competido hasta la última semana es un simple premio consuelo que no tiene ningún valor. La agencia libre será fundamental para mejorar el roster y ser contendientes en 2021.

1 COMENTARIO

Comments are closed.