Inicio Noticias Reporte: El estado físico de OBJ no convence a los Cowboys durante...

Reporte: El estado físico de OBJ no convence a los Cowboys durante su visita

5244
16

Este martes concluyó oficialmente la visita de agente libre de Odell Beckham Jr. a los Cowboys. Tras reunirse con la dirigencia del equipo y pasar una prueba física el lunes, el receptor de 30 años tuvo este martes un encuentro con los líderes del equipo, entre ellos el QB Dak Prescott. Luego, sostuvo una nueva reunión con la dirigencia en horas de la tarde.

Sin embargo, tras esa reunión, no hay acuerdo inminente entre Dallas y OBJ. De hecho, parecen estar lejos del mismo.

Según reportes, el principal punto de conflicto tiene que ver con el estado físico de Beckham. Tras la prueba física, se pudo determinar que el ex de Rams y Giants no está en condiciones de jugar de inmediato. Como pronto, el receptor podría estar apto para jugar a mediados de enero. Es decir, para los playoffs. Y esto no encaja en los planes del equipo vaquero, quienes esperaban contar con él para el final de la campaña regular.

Recordemos que Odell Beckham Jr. sufrió una rotura del ligamento cruzado anterior de su rodilla izquierda el pasado mes de febrero. La lesión ocurrió durante el Super Bowl LVI, en el que se coronó campeón junto a los Rams. Vale mencionar que el receptor ya había sufrido una lesión similar en la misma rodilla en octubre de 2020, cuando jugaba con los Cleveland Browns.

Luego que su contrato con los Rams expirara en marzo de este año, OBJ ha estado sin equipo mientras trabajaba en su recuperación. Y aunque se esperaba que el veterano receptor volviera a jugar a más tardar este diciembre, lo cierto es que aún necesita más tiempo de recuperación.

A esto, vale señalar, se suma la negativa de Beckham de tener una sesión de entrenamiento durante su visita de agente libre a los Cowboys. De hecho, el receptor tampoco entrenó en sus visitas a los Giants y los Bills la semana pasada. Sin esto, la dirigencia vaquera no puede tener una certeza sobre la condición física de OBJ y si vale la pena contratarlo para unos eventuales playoffs.

Por supuesto, esto crea un conflicto de intereses entre ambas partes. OBJ busca un contrato multianual que empiece esta temporada, a pesar de que no pueda jugar hasta enero. Mientras, los Cowboys buscan un contribuidor inmediato para su ofensiva, y Beckham no está en las condiciones para serlo en estos momentos. Aparte, su negativa a entrenar durante sus visitas tampoco ayuda para convencer de cara a un contrato.

Vale mencionar que, antes de la reunión entre los Cowboys y Odell Beckham Jr. durante la tarde del martes, ya se esperaba la falta de acuerdo entre las partes. Así lo dejaron ver unas declaraciones de Jerry Jones, dueño y gerente general de los Cowboys, en una entrevista radial horas antes de dicha reunión. De hecho, Jones expresó su incomodidad ante el escenario de contratar a un jugador que viene de una lesión grave y sin verlo entrenar.

“No estoy nada seguro”, dijo Jones en 105.3 The Fan el martes en la mañana. “Ese es el problema. Tenemos una buena pista sobre eso. Tenemos una gran lectura sobre su carrera. Tiene que abordarse y ahí es cuando ves si puedes hacer un trato o no”.

En esa misma entrevista, vale mencionar, se le preguntó a Jerry Jones si OBJ dio señales de estar listo para jugar este año. Antes de responder que se guardaba su opinión, Jones hizo una larga pausa que resultó reveladora para muchos reporteros que cubren al equipo.

Tras estos hechos, podría decirse que la contratación de Odell Beckham Jr. para esta temporada está estancada. No solo para los Cowboys, sino también para Giants, Bills y cualquier otro equipo que pueda estar interesado en él. Sumarlo como refuerzo de cara a los playoffs es una apuesta arriesgada, y más si no hay garantías que pueda rendir de inmediato tras una lesión tan seria.

De hecho, ya pudimos ver como a Michael Gallup le ha tomado unas semanas volver a su mejor nivel tras sufrir una lesión similar en enero pasado. Aunque volvió a la acción en la semana 4 contra los Giants, no ha sido sino hasta los últimos juegos que hemos visto al #13 de Dallas en plenas condiciones. Y eso es algo que podría ocurrir con Beckham, más aún tomando en cuenta su edad y el hecho de tener una lesión reincidente.

Aunque los Cowboys hicieron un esfuerzo para tratar de convencer a Odell Beckham Jr. de sumarse al equipo, parece que todo quedará en nada. Quedará por ver si Dallas busca contratarlo para 2023 y así evitar una “guerra” con otros equipos interesados. Sin embargo, esto parece poco viable para Dallas, considerando que tiene varios jugadores que podrían optar por una extensión de contrato el próximo mes de marzo.