Inicio Noticias ¿Necesitan los Cowboys reforzar la posición de ala cerrada para la próxima...

¿Necesitan los Cowboys reforzar la posición de ala cerrada para la próxima temporada?

1688
0

Aunque los Cowboys tienen varias posiciones por reforzar para la temporada 2021, la de ala cerrada no parece ser una de ellas. Debido a la explosión de Dalton Schultz en la campaña pasada y el pronto regreso tras lesión de Blake Jarwin, el equipo vaquero parece tener más que cubierta esta posición.

Sin embargo, esto no significa que esta situación pueda cambiar. Tanto el mercado de agentes libres como el Draft ofrecen opciones bastante tentadoras en lo que a alas cerradas se refiere. Aparte, puede que los Cowboys necesiten definir quién sería el respaldo de Jarwin y Schultz en 2021.

A continuación, repasamos los diferentes panoramas para Dallas en la posición de ala cerrada.

¿Bastaría con tener en el roster a Blake Jarwin y Dalton Schultz?

Primero que nada, hablemos de quienes estarían fijos en el roster para la próxima temporada: Jarwin y Schultz.

Por un lado, tenemos a Blake Jarwin, de quien se esperaba una explosión definitiva en 2020. Tras la salida de Jason Witten hacia los Raiders, el joven ala cerrada tenía la titularidad en sus manos. Sin embargo, una rotura del ligamento cruzado anterior en el juego de semana 1 contra los Rams acabó con su temporada justo cuando apenas empezaba.

Luego de someterse a una cirugía y estar en recuperación durante los últimos meses, se espera que Blake Jarwin sea el titular del equipo en 2021. ¿La meta? Superar sus números de la campaña 2019. Ese año, el ala cerrada recibió 31 pases de 41 intentos, logrando 365 yardas y 3 touchdowns. Todo esto en 16 encuentros, jugando desde el inicio en 7 de ellos.

Sin embargo, no hay que olvidar a Dalton Schultz. Inicialmente pensado como respaldo en esa posición, Schultz pasó a ser el titular tras la lesión de Jarwin. Sus registros en 2020 fueron mejores de lo que se esperaba: 63 recepciones para 615 yardas y 4 touchdowns, todo esto en 16 encuentros. Aparte, se convirtió en el quinto ala cerrada en la historia de los Cowboys en lograr 50 recepciones o más en una campaña.

Debido a estos números, la competencia entre Jarwin y Schultz por la titularidad será bastante reñida. Quedará por ver en el campamento de entrenamiento si Jarwin está en buen estado de forma tras su recuperación. O bien, si Schultz mantiene el nivel mostrado en 2020.

¿Qué hay de un ala cerrada capaz de bloquear? ¿Seguirá Blake Bell en Dallas?

Aunque los alas cerradas destacan por ser objetivos adicionales para los pases del mariscal, ellos también deben tener la capacidad para bloquear durante los acarreos. Si bien este no es el fuerte de Jarwin y Schultz, no hay olvidar a quien se encargó de cumplir este rol en la temporada 2020: Blake Bell.

Tras firmar con los Cowboys por un año, Bell se convirtió en el respaldo de Dalton Schultz tras la lesión de Jarwin. De hecho, el ex ala cerrada de los Chiefs fue el ala cerrada encargado de las labores de bloqueo en el juego por tierra y también en la protección de pases. Si bien Bell se convertirá en agente libre este mes, su continuidad no caería mal.

Sean McKeon, una opción factible como tercer ala cerrada

Llegado a los Cowboys en 2020 como novato no seleccionado en el Draft, McKeon ocupó el rol de tercer ala cerrada después de la lesión de Blake Jarwin. Sin embargo, el novato tuvo un papel destacado en los equipos especiales y participando en algunos snaps ofensivos. En total, participó en 64 snaps durante 14 encuentros.

Al tener un rol en los equipos especiales, McKeon sería una buena opción como tercer ala cerrada en caso que Blake Bell no continúe con los Cowboys. Por supuesto, esto dependerá de los movimientos que haga el equipo en los próximos meses y del desempeño que tenga durante el campamento de entrenamiento.

Opciones tentadoras en el mercado de agentes libres

Aunque la posición parece cubierta, los Cowboys podrían caer en la tentación de lo que ofrece el mercado de agentes libres. En caso de que decidan relegar a Jarwin o Schultz (incluso a ambos) a la suplencia, hay alas cerradas de experiencia contrastada que estarán disponibles dentro de dos semanas.

Uno de los más llamativos es Zach Ertz. El veterano ala cerrada de los Eagles podría cambiar de aires tras ocho temporadas en el equipo. Pasar a jugar para el gran rival divisional de Philadelphia no sería lo ideal para Ertz, pero un ala cerrada que ha sido seleccionado para el Pro Bowl en tres de los últimos cuatro años no puede pasarse por alto.

Una segunda opción sería Hunter Henry. El aún jugador de los Chargers se perfila como uno de los mejores alas cerradas que estará disponible en el mercado de agentes libres. En 2020, Henry registró 60 recepciones para 613 yardas y 4 touchdowns. Sin embargo, su alto salario sería un freno para una hipotética llegada a Dallas. Aparte, Henry manifestó su deseo de seguir en Los Ángeles, más aún tras lograr un buen vínculo con el QB novato Justin Herbert.

Por último, tenemos a Jonnu Smith. El ala cerrada de los Titans también suena como una opción de mercado interesante. En 2020, Smith registró 41 recepciones para448 yardas y 8 touchdowns. Aparte de su atleticismo, el jugador de 25 años también puede jugar como corredor, lo que le hace bastante polivalente para cualquier equipo que desee contratarlo.

¿Y si Dallas selecciona a un ala cerrada en la primera ronda del Draft?

Hablando de opciones tentadoras, no hay que pasar una de las que más podría tentar a los Cowboys: el ala cerrada Kyle Pitts. Proveniente de la Universidad de Florida, Pitts fue el jugador mejor puntuado del fútbol colegial en 2020 según Pro Football Focus, logrando un rating de 96.2. En esa misma campaña, el ala cerrada registró 43 recepciones para 770 yardas y 12 touchdowns, todo en solo ocho encuentros. Unos números muy impresionantes.

Si bien Pitts es el mejor ala cerrada de los que estarán disponibles en el Draft, es muy probable que esté disponible cuando llegue el primer turno de los Cowboys. Ninguno de los primeros nueve equipos en el Draft necesita reforzar esa posición, y tampoco los Cowboys. Sin embargo, el enorme potencial de Pitts hacen que se pueda repetir una situación similar a la de CeeDee Lamb en 2020.

Recordemos que Lamb llegó al Draft 2020 como uno de los mejores prospectos en su posición. Sin embargo, cuando llegó el primer turno de los Cowboys en la posición 17 aún estaba disponible, para sorpresa de muchos. Y aunque el equipo vaquero llegó al pasado Draft con necesidades en defensiva, decidieron no dejar pasar la oportunidad.

Sin embargo, este año la situación es diferente. Las necesidades de Dallas en defensiva son más apremiantes tras una campaña desastrosa en ese apartado. Por ello, esta vez no pueden darse el lujo de usar su primera selección para una posición que no necesitan reforzar.

Por supuesto, estas son unas de las tantas especulaciones que se manejarán durante la temporada baja. De momento, quedará por ver si hay alguna novedad con respecto a Blake Bell y Sean McKeon. Mientras, habrá que esperar hasta el campamento de entrenamiento para ver la batalla entre Blake Jarwin y Dalton Schultz por el puesto de ala cerrada titular.