Inicio Noticias Las cinco claves del Cowboys – Packers

Las cinco claves del Cowboys – Packers

252
0

El juego terrestre de los Cowboys

Una buena parte del éxito ofensivo que tengan los Cowboys ante Green Bay dependerá del ataque por tierra. Lo que haga Ezekiel Elliott va a ser fundamental para que Dallas pueda ganar nuevamente tras perder contra los Saints. Siempre lo es, en realidad, pero quizás este domingo cobre mayor relevancia porque los tejanos vienen de una derrota en la que esta unidad fue el punto flojo.

El duelo que tendrá Elliott es favorable ya que enfrentará a una de las peores defensivas terrestres de la liga hasta ahora. Los Packers están permitiendo en estos cuatro choques 142.2 yardas por partido mediante esta vía y cinco por intento. Estos números son muy altos y si no los mejoran debería ser sencillo para Dallas conseguir un nuevo triunfo.

A esto hay que agregar que a Zeke le sienta bien jugar contra los Packers. Luego de haber estado en cancha tres veces frente a este rival, suma 398 yardas por tierra.

Los tackles ofensivos de Dallas

Este es un puesto clave dentro del ataque de cualquier equipo porque deben proteger la presión sobre el mariscal de campo por los costados, como una de sus principales funciones. El más importante suele ser el izquierdo ya que cubre el lado ciego del QB. Justamente es ahí donde los Cowboys tienen una baja muy difícil de reemplazar. El último reporte de lesiones de la semana confirmó que Tyron Smith no podrá jugar por lo que Cameron Fleming será el LT.

Por el lado derecho no habría modificaciones en un principio. La’el Collins es el que ocupa esa posición de buena manera, pero su presencia estuvo en duda en algún momento. Presentó algunas molestias en la espalda que no le permitieron entrenar, aunque igualmente hará lo posible por jugar. Más allá de que esté como tackle derecho, si su condición física no es la mejor los Cowboys podrían sufrir por ambos costados.

Za’Darius Smith y Preston Smith se están destacando por las habilidades para conseguir capturas de los quarterbacks. Si estos dos linebackers consiguen presionar a Prescott constantemente van a complicar mucho a la ofensiva a nivel general.

Aaron Rodgers

Uno de los pocos mariscales de campo que tiene la NFL que puede ganar un partido prácticamente por su cuenta. Ése es Aaron Rodgers. Además, tiene una capacidad para jugar excelentemente cada vez que choca con los Cowboys. Por eso limitarlo tanto como se pueda será muy importante para los Cowboys. Más teniendo en cuenta que el juego terrestre de los Packers es muy flojo.

Si bien es cierto que contra los Eagles lanzó para 422 yardas, no se lo está viendo del todo cómodo. Aparte quedó confirmado que su principal aliado no podrá jugar. Davante Adams tuvo una lesión en uno de sus pies frente a Philadelphia y será muy extrañado por Green Bay.

Así es que será muy importante presionarlo para dejarlo pensar el menor tiempo posible. Una cuestión más que deberá tener en cuenta Dallas será no dejarlo escapar por tierra, algo que aprovecha muy bien cada vez que puede.

Los receptores de los Cowboys

Una de las novedades que sorprendió a muchos durante las primeras tres semanas fue la cantidad de opciones que tuvo Prescott en el juego aéreo. Pero luego de un inicio en el que el equipo anotó 30 puntos en cada uno de esos juegos, llegó una presentación de apenas 12 puntos.

Amari Cooper tendrá un duelo individual muy complejo con Jaire Alexander, por lo que el resto deberá dar un paso adelante. Michael Gallup regresa de una lesión y es una incógnita cómo está físicamente. Así es que será vital encontrar a Randall Cobb y a Jason Witten, principalmente en terceras oportunidades.

Volver a ser agresivos ofensivamente

La gran pérdida de los Cowboys en New Orleans no fue simplemente la de un partido importante. Lo que dejó una sensación de haber dado un paso atrás fue la forma en la que jugó la ofensiva. Pudo haber errores de ejecución ejemplificados mediante los fumbles de Zeke y Witten, pero eso no determinó el resultado final. Sino que en la toma de decisiones estuvo la falla principal.

Dallas mostró nuevamente una versión conservadora que tantos problemas le ocasionó en el pasado reciente. Así es que será vital que Kellen Moore sea el de las primeras tres semanas y sea más agresivo. La vuelta de Gallup puede ser determinante para esto. Además, jugar en casa debería ayudar para recuperar esa gran confianza que se había generado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí