Inicio Noticias Jason Garrett se ha convertido en toda una burla en la NFL

Jason Garrett se ha convertido en toda una burla en la NFL

2666
0

Con la derrota ante New England por 13 a 9, se están volviendo a prender las alarmas para Jason Garrett. El entrenador en jefe de los Cowboys da la impresión que no tiene lo que se necesita para seguir en el puesto. Mucho menos ante un roster de tanta calidad como el de Dallas. El récord hasta el momento es de 6-5, y a pesar de seguir primeros en la NFC Este, hay mucha gente decepcionada. Incluyendo al dueño del equipo Jerry Jones.

La verdad es que hay muchos errores en el cuerpo técnico, aparte de muy malas decisiones al momento de hacer las jugadas. Estamos hablando de tres derrotas consecutivas antes de la bye week. Además de las dos derrotas extra ante los Vikings por la Semana 10 y esta nueva derrota ante New England por la Semana 12.

Sin embargo, existen tres juegos en particular en donde se pudo hacer una diferencia. Ante los Saints por la Semana 4, con tan solo una diferencia de dos puntos, se pudo optar por un gol de campo e intentar ganar el encuentro. En vez de eso, se optó por un segundo Hail Mary consecutivo que fue interceptado, en donde ya Prescott le había realizado uno a Randall Cobb para 32 yardas.

En el caso de los Vikings, dos acarreos consecutivos a Zeke Elliott que quedaron en nada, y un último pase al mismo jugador que no pudo capturar. Y por último todos los errores en el último encuentro en el Gillette Stadium.

Comencemos con el despeje bloqueado a Chris Jones que terminó en el único TD de los Patriots. Optar por un gol de campo cuando New England iba 10 a 3 en vez de buscar el Touchdown, tomando en cuenta que estaban a 11 yardas de la zona de anotación. Igualmente, no optar por el gol de campo en la última serie ofensiva del juego y no confiar en la defensa. Que bastante bien que se manejó durante todo el juego neutralizando de manera soberbia a Tom Brady, con dos capturas incluidas además.

“Todos vimos por qué no ganamos”, afirmó Jerry Jones, dueño de los Cowboys. “Fue bastante evidente en cuanto a por qué no pudimos hacerlo”.

Con respecto a que el único TD del encuentro fue un despeje bloqueado, “los equipos especiales fueron realmente la diferencia determinante”, de acuerdo con Jones. “Para mi los equipos especiales son 100% trabajo del entrenador. Se trata de estrategia y tener a los jugadores listos. Los equipos especiales no son más que entrenamiento, es esfuerzo. sabiduría y pensamiento”.

“Es frustrante”, continuó Jones. “Es frustrante que te recuerden que algunos de los fundamentos del fútbol y el entrenamiento fueron lo que nos vencieron el día de hoy”.

“Es un revés significativo para nuestro equipo. Necesitábamos esta victoria. Necesitábamos una victoria contra un oponente como este”. Así de contundente fue Jerry Jones con el resultado.

Ahora bien, si el dueño de Dallas se encuentra frustrado, ni se imaginan los fanáticos y algunas personalidades y analistas de la NFL. La verdad, es que hay muchas críticas y bromas a las malas decisiones en las jugadas de ayer. Tanto así, que Jason Garrett se ha convertido en una burla en muchos círculos de la liga.

Por ejemplo, Alex Kirshner afirma que un adolescente de 15 años con una cuenta en Twitter podría tomar mejores decisiones en las jugadas que Garrett.

Acá tenemos a Jonah Tuls, analista de la NFL, afirmando que los métodos conservadores hacen que se pierdan partidos.

Tom Downey, anfitrión de Cowboys Report, va mucho más allá y pide que despidan a Garrett o que se vaya. Si no es ahora, que sea al menos para el final del año.

Para el anfitrión de Locked on Cowboys Marcus Mosher, los errores de los equipos especiales y las decisiones de Garrett arruinaron todo.

Y por último para Nate Scott, le parece una genialidad que Garrett opte por un gol de campo para luego si ir por el TD, a modo de sarcasmo. Aparte de llamarlo cobarde en un tweet anterior.

Jason Garrett en este momento se encuentra en un punto de no retorno. Ante un roster con esta calidad y no saber manejarlo, lo hace ver como todo un novato y un entrenador terco que no busca arriesgarse. Además, no ha dado la talla ante equipos que estarán en la postemporada, y esto es una pesadilla para la gerencia de la franquicia. El simple hecho de tener dudas inclusive que se pueda llegar a la misma prende mucho más las alarmas. Todo parece indicar que Garrett será el entrenador en jefe hasta esta temporada. Pero la última palabra la tiene Jerry Jones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí