Inicio Jugadores Dorance Armstrong ¿obligado a tener un año de ensueño para permanecer en...

Dorance Armstrong ¿obligado a tener un año de ensueño para permanecer en el equipo?

1359
0

Muchos jugadores profesionales afirman que el tercer año de su carrera profesional termina siendo el más importante de todos, pues es el año donde realmente te dejan de ver como novato, y donde le terminas de demostrar a tu equipo que eres una pieza importante para el futuro.

Tal es el caso del DE Dorance Armstrong Jr., quien entra a su tercer año con los Cowboys, y a diferencia de los años anteriores, en este tendrá mucha más presión sobre sus hombros.

Esta temporada baja se ha hablado mucho de la línea defensiva y de los DE’s en particular: la llegada de un par de veteranos como Poe y McCoy, el reclutamiento de Neville Gallimore, el retorno de Aldon Smith y la posible vuelta de Randy Gregory; pero muy poca alusión se le hace a un Armstrong que se ha consolidado este último par de años como el DE backup más confiable del equipo.

Armstrong ha jugado en 30 de los 32 partidos que han disputado los Cowboys desde su llegada (aunque tan solo uno como titular), donde ha logrado un fumble forzado, 2.5 capturas de mariscal y 28 tackleadas combinadas; números no tan malos para un jugador que no ha llegado a jugar el 30% de los snaps en ninguna de sus dos temporadas.

El producto de la Universidad de Kansas mostró muy buenas cosas la temporada pasada, como por ejemplo ese encuentro contra los Giants en Nueva York donde hizo añicos a la línea ofensiva gigante, logrando capturar a Daniel Jones y forzar lo que posteriormente sería un fumble regresado hasta la zona de anotación por Jourdan Lewis.

No obstante, parece que Armstrong no estará en la pelea por la titularidad este año tampoco, en incluso su puesto como reserva se ve en peligro gracias a la gran profundidad que han añadido los Cowboys a su línea defensiva.

Armstrong tiene que aprovechar su tiempo en el campo más de lo que lo hizo en sus dos primeras temporadas si realmente quiere acompañar a Smith, Crawford y potencialmente Gregory.

A pesar de que la competición dentro del equipo es buena, parece poco probable que los Cowboys los retengan a todos, y más cuando el tope salarial del 2021 verá una reducción importante.